In Cultura

CUARESMA

(Religare: Conectar con Dios…)

«Sin mundo ya… y herido por el cielo.»

Mieses Burgos

Muchos de los dogmas y costumbres ancestrales de las doctrinas de la Fe y la religiosidad suelen ser tierra árida para muchos que, más allá de los símbolos y rituales repetidos por los siglos de los siglos, buscan trascendencia, concretizar propósitos y elevar su condición humana a través del fomento y cultivo de la necesaria espiritualidad para la especie. Calma, sosiego a sus almas, es un llamado portentoso, irresistible, que nos conecta y permite la celestial comunión con la Mater Terra. Vivir en el gozo de nuestras almas la paz, la armonía, la brillante y sublime serenidad…

Y ya que, racionalmente, no logro comprender el ayuno per se… me propongo a mí mismo, en busca de propósito y crecimiento, beber de la fuente inagotable de las costumbres judeo-cristianas occidentales el ayuno, pero otro ayuno, uno del alma de la manifestación de las entrañas del corazón. Me propongo a mí mismo ayunar de: envidia, resentimiento, egoísmo, deshonestidad, soberbia, gula, criticar y hacer malos juicios a mis semejantes. Ver esta cuarentena como tiempo de reflexión para conmigo mismo; hacer un alto, una interesante introspección en busca de una catarsis positiva… escuchar los ríos y las montañas que brotan de mi esencia y me hacen parte del todo, en comunión con el universo, la magia de la vida…

Share Tweet Pin It +1
Previous PostDUARTE FOREVER
Next PostCAMINO