In Poesía

TODO EN TI

Aquel atardecer mudo y amarillo,
tu pelo tierno y sexy con sabor a lavanda,
tus labios acolchados con textura mística,
tu calor húmedo y sereno como tus brazos.
Todo en ti,
acariciarte y besarte como baños de océanos,
tus ojos junto a tu voz como ecos de arrecifes eternos,
cánticos de melancolía en cada abrazo,
frotar en tu pecho rozagante dulces de amor.
Todo en ti,
alma generosa con mecánica celestial,
naufragio eterno de canción animal,
humedad aterciopelada por el placer,
tus gemidos convocados de ninfa de mar.
Todo en ti,
temblor con olor a momento,
sabor a carne marinada en estrellas,
delirio de cielos repletos de majestad; todo en ti.

Share Tweet Pin It +1
Previous PostLA BONDAD
Next PostLAS MARIPOSAS